La lactancia en el segundo trimestre de embarazo

En el según trimestre todo cambia... para bien porque desaparece esa sensación tan dolorosa por la sensibilidad y para mal por la bajada de la producción.


Lo agitación por amamantamiento también ha disminuido y aunque la producción ha bajado a prácticamente cero, Noa no perdona su teta por la noche y eso ha hecho que recuperemos y disfrutamos de nuevo de un ratito nuestro.

Cuanto más visible es el embarazo más preguntas recibo sobre si aún continuo dando el pecho a Noa, alertándome de los mil mitos que hay acerca del continuar con la lactancia en el embarazo... La más repetida yo la tenía clara y es que el feto no corre ningún peligro en la gran mayoría de los casos, solo en aquellos en los que también se prohiba mantener relaciones sexuales. Pero la que más me llamo la atención y que se repitió en 3-4 ocasiones es la de hacer enfermar por gastroenteritis continua al hermano mayor, cosa que desde luego en nuestro caso no se ha dado...


La verdad que he visto más cambios en mi forma de actuar en cuanto al amamantamiento por el echo de acortar las tomas, por los cambios de postura por la barriga, etc... que por la parte de Noa, ella salvo algún mami no hay leche, lo lleva genial y eso es un alivio. 


Y encima esta experiencia de la lactancia en el embarazo nos ha permitido participar en un proyecto precioso de Rebecca Arias "Madre Loba" que nos ha dejado como recuerdo estas preciosas imágenes de estos momentos únicos. ¿Qué más se puede pedir? 

No hay comentarios :

Publicar un comentario